La salida en natación ocupa una franja tiempo muy pequeña dentro de una carrera, sin embargo una buena salida puede ser la diferencia entre ganar or perder una carrera.  Seré el primero en admitir que nunca práctico mis salidas.  Este es un aspecto de mi natación que tengo olvidado por completo.  Como la piscina donde nado no tiene los bloques de sálida, siento que la salida desde el borde no es lo mismo y por eso no las entreno.  Es una mala excusa, y procuraré practicarlas con mas frecuencia.

El ejercicio de hoy se lo dedico a este aspecto tan importante de las carreras que siempre olvidamos.

El objetivo de este ejercicio es conocer nuestra distancia, velocidad y ángulo de entrada para que podamos cogerle ventaja a la competencia.

[youtube=http://www.youtube.com/watch?v=HcEgFR5NqhY&feature=player_embedded]

Como hacerlo:

1. Atraviesen un tubo quirurgico por el carril por donde entran al agua.

2. Usualmente cuando ponemos una meta lo que tratamos de hacer es pasar por encima de ella.  Fijense el ángulo cuando entran las piernas al agua.  Estas estan dobladas, lo cual crea resistencia cuando entran al agua.

3. Practiquen esto unas varias veces.

4. Ahora traten de entrar antes de la marca.

5.  Fijensé como un ángulo más inclinado cree menos doblez de las rodillas y menos resistencia.

Como hacerlo bien bien bien

Para saber cual ángulo es mejor tenemos que tomarnos los tiempos.  Pueden usar la distancia (yo les recomiendo 25m) que sea y recuerden que tienen que hacer un esfuerzo del 100%.  Descansen por lo menos 3 minutos entre cada repetición.  Practiquen y varien lo más que puedan hasta que encuentren la combinación perfecta.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Tagged with:

Filed under: Otros Consejos

Like this post? Subscribe to my RSS feed and get loads more!